Dinamización económica de Torredembarra

27/06/2021

Entre todas las carencias que tiene nuestro pueblo, una de ellas es la falta de servicios de apoyo para nuevas oportunidades de negocio.

Torredembarra está dormida, se ha quedado atrás. Pasan los años y sus gobernantes no hacen nada para estimularla.

Aprovechando el Día de las Micro, Pequeñas y Medianas Empresas (mipymes), hoy 27 de junio, queremos dar a conocer lo que ya funciona en muchos municipios desde hace años. No es una novedad que ya existen centros de desarrollo económico dando empuje y apoyo a emprendedores y pymes. Para ello, hay que tener voluntad y trabajar para ofrecer a la ciudadanía una serie de servicios.

Las “mipymes” son un motor indiscutible, una clave de desarrollo y sostenibilidad. Entidades de prestigio como Naciones Unidas publican que éstas constituyen el 90% del total de empresas, el 70% del empleo total y el 50% del PIB.

Insistimos que, con verdaderas ganas, es posible lograr resultados.

En el tema que nos ocupa podemos hablar de:

– Creación de pequeñas empresas. Ayudando a cuestionar la idea de negocio de una manera pedagógica para convertirla en un producto o servicio, incluyendo cursillos que traten de resolver problemas concretos del plan de empresa entre otros temas relevantes.
– Coworking. Ofreciendo, por una cuota muy baja, un espacio físico con servicios para empresas que están empezando. Mesa, silla, conexión a internet, servicio de recepción…
– Formación para empresarios. Talleres, jornadas y conferencias con contenido actualizado de marketing, financiación, etc.
– Networking. Encuentros empresariales donde se comparten oportunidades de negocio.
– Subvenciones. Fomentando la auto-ocupación.

Hay tanto por hacer, y en este marco: itinerarios ocupacionales, planes de empleo, formación para nuevos empresarios, colaboración para la consolidación de negocios, cooperación con otros municipios y más.

Probablemente después de este artículo aparezca algún personaje que quiera vender como propia esta propuesta de TDB en Comú.

Da igual, lo que deseamos es que Torredembarra sea, como hemos dicho más de una vez, un pueblo de bandera.